lunes, 5 de junio de 2017

CONFLUENCIA ASTRAL



¿Puede un amor subsistir una larga temporada
en el letargo
y despertarse un diciembre 
muchos trescientossesentaycinco días después, 
como si nada,
como si siempre?

¿El amor semilla aguarda
la época propicia
para desplegarse?

¿Puede el amor ser
viajero del tiempo que se demora en llegar?

No es tarde
cuando se conjugan las esperas
hasta el momento encastre 
del reloj del universo
que permite 
saltar distancias.

Pero ni todos los mecanismos invisibles,
ni los signos de los dioses inexistentes
logran
evitar el óxido,
flexibilizar arrugas
y reparar los corazones rotos.

No hay comentarios: