lunes, 8 de junio de 2009

Corpus efímero

Soy memoria.
Creo ser y no se trata más que transitorio agrupamiento de moléculas.
El olvido es antimateria.
Hacia ahí voy, indefectiblemente me desintegro

1 comentario:

Anónimo dijo...

Siempre me ha parecido fascinante el efecto del olvido, sobre todo ahora con Allan, reflexiono bastante sobre el tema y me pregunto cómo es posible que olvide mi nené todos los miles de besos y mimos que le doy cada día. Acaso estamos en constante desintegración? :)
un besin amiga
como siempre me encanta visitarte y disfrutar de todo ese mundo intimo que nos dejas...
YUDY